martes, octubre 23, 2018

M.F/ Un estudio reciente revela que las mujeres que dan a luz en los meses de invierno o primavera son menos propensas a sufrir depresión posparto que las que tienen hijos en los meses de otoño o verano.

La depresión posparto es un trastorno del estado de ánimo que afecta a una de cada seis mujeres después de dar a luz. No hay una causa determinada, sino que suele ser consecuencia de la mezcla de un cúmulo de factores físicos y emocionales.

Después de dar a luz, los niveles de hormonas en las mujeres –estrógeno y progeterona– bajan rápidamente. Todo eso unido a otras circunstancias como las experiencias vividas durante el parto, el dolor soportado según si se ha usado o no epidural, la edad de gestación de la madre o, incluso, lo maduro que esté el bebé a la hora de nacer, son otros factores que influyen en las probabilidades de que la madre sufra depresión posparto.




Sean cuales sean los factores que influyen en la depresión posparto, lo cierto es bastante común; por lo que, ha de ser tratada por profesionales para que no interfiera en la unión madre-hijo. Según la Organización Mundial de la Salud, si la depresión no se trata en el momento, puede durar meses e, incluso, años, afectando a la salud de la madre y del bebé.

Etiquetas: , , , , ,

Artículo Relacionado

0 Comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.